Carrera

Tensión muscular. Ritmo constante. Frío penetrante que inyecta energía al corazón. Mirada perdida en el asfalto. Melodías en modo ‘random’ que posponen el cansancio. Sudor que se evapora con los primeros rayos del amanecer. Más frío y soledad en el escenario urbano. Coches, autobuses, motocicletas y transeuntes duermen. Mi corazón late con más fuerza. Mis piernas reciben oxígeno mientras mi pensamiento se pierde en la música. 32 minutos de huída hacia delante. Primera hora de la mañana de un domingo cualquiera: jogging urbano

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s